jueves, septiembre 02, 2010

LA CONQUISTA DE OXIT, por Carlos González Sosa




CONTRAPORTADA

“Los tambores de guerra suenan en la lejanía con su amenazador canto. Las huestes de orcos, trolls y crueles mercenarios avanzan sin cesar, sembrando el terror a su paso. Nadie podría imaginar que en las Montañas de los Doce Túneles se escondía un mal tan terrible y poderoso, encarnado ahora en la despiadada Señora de las Minas, que tratará de someter las ricas Tierras de Meed bajo el yugo de su espada. Muerte o esclavitud son las únicas opciones ante tal amenaza, pero un joven humano, un elfo exiliado y un misterioso mago harán todo lo posible por defender su hogar del peligro que les acecha. Sólo con la ayuda de los aguerridos enanos y de las valerosas Órdenes de Caballería se podrá hacer frente a tan sanguinario enemigo, sin embargo todos ellos habitan en las lejanas tierras del sur y el tiempo apremia.”


Es curioso saber que el autor del siguiente libro, Carlos Gonzalez Sosa, nació y reside en Gran Canaria (al igual que este servidor) y además es seguidor de Fansworld.

Probablemente pensaréis: …”ya está, vamos a leer la crítica de un colega suyo”….., y nada más lejos de la realidad.

No solo no tengo el gusto de conocerlo, es que ni tan siquiera he tenido algún tipo de contacto con él alguna vez.

Simplemente, por pura casualidad, en la última feria del libro celebrada en la ciudad, entre otros libros, adquirí un ejemplar “La Conquista de Oxit”, primer volumen de Las Tierras de Meed.

Esto me parece importante reseñarlo para dejar claro mi imparcialidad ante las siguientes palabras.

La realidad es que del momento en que leí la contraportada y supe que era un autor canario, me pico la curiosidad y quise saber más.

Y es que cuando uno se sumerge en la lectura de este primer tomo de “Las Tierras de Meed” y se ve inmerso en los acontecimientos dramáticos que suceden en los primeros capítulos, nos damos cuenta de que el autor nos ha enganchado hábilmente en la trama de tal manera de que no somos capaces de dejar de leer.

Enseguida nos encariñamos con los dos personajes principales, Nais y Noak, a los cuales, el destino parece haber preservado dos caminos totalmente diferentes, pero que inevitablemente, están abocados a volver a cruzarse.

Y es esto último, uno de los hechos que más gratamente me ha sorprendido del autor: el como manejar dos personajes que a priori nos despiertan los mismos sentimientos de simpatía, y que a lo largo de los acontecimientos que se narran, vamos cambiando nuestro parecer sobre uno de ellos.

Una dualidad entre el bien y el mal, muy bien narrada que aunque suele ser un artiquetipo muy repetitivo en muchas novelas de fantasía, no por ello deja de sorprendernos aquí.

Es verdad, que a medida que van surgiendo los personajes secundarios, vamos encontrando similitudes e influencias claras de otras grandes sagas del género, como son la “Dragonlance” y “El Señor de los Anillos”: Las Ordenes de Caballeros; Los Magos; cierto Halfling que recuerda muchísimo a un Kender muy conocido de la Dragonlance; también un aguila gigante que sirve de montura a un mago, recordándonos a la relación entre Gwaihir y Gandalf; etc……

Pero no nos dejemos engañar, a pesar de todas estas influencias, Carlos consigue imponer su impronta a todo este universo de nueva creación, convirtiéndolo en uno más a tener en cuenta en toda biblioteca selecta que se preste.

En fin, este humilde servidor os invita a que le deis un voto de confianza a Carlos Gonzalez Sosa y a sus “Tierras de Meed”.

Yo por mi parte, corro a la librería más cercana para adquirir la segunda parte de esta ¿trilogía?, titulada “Ýlioran”.

P.D.: ya que tenemos al autor por aquí, espero que Carlos nos deje algún comentario sobre su obra....(please......)